domingo, 2 de septiembre de 2007

Last Chance

Nunca pudo convencer a sus amigos. Dejó de mencionarlo para evitar el típico ¡ni siquiera comes carne!, dicho siempre en tono de burla.

La soledad lo llevó a incursionar en los avisos personales; algunos respondieron, pero la falta de colmillos parecía ser su principal enemigo.

Cuando Ella llegó supo que estaba ante lo que siempre había buscado. Ella le pidió una prueba. Sabía que sólo tendría una oportunidad. Lo único que se le ocurrió fue clavarse una estaca en el corazón.
Autor: i

http://todovinosiempredelanoche.blogspot.com

7 comentarios:

mamasan dijo...

se ve venir

eLiZa:: dijo...

Tanto esperar lo esperado, tanto sufrir por que no se tiene lo deseado, para que el día que llega uno no sepa que hacer con lo que tanto se anheló...
Bastante humano tu vampiro, y por eso me gustó.

Karma dijo...

AAWWWWW

snif
contrario al que acabo de leer [las ventajas de ser un vampiro] caigo en este y me gusto mucho =)

Pildorio dijo...

Bueno, despues de recibir la feminista pedrada de Karma :-), te comento:
Te sobraron muchas palabras, no esta mal pero con ellas hubieras podido describir un poco mas eso de los avisos personales. Despues... "algunos respondieron" que buscaba? hombres?
Por lo demas me gusto, lo cerraste bien para ser tan corto.
Saludos!

l i l i t h dijo...

siendo cosas de vampiros sabía que las iba a encontrar aquí...
qué te puedo decir mi adorada...

redondito redondito....

ElMulder dijo...

Quizá otra vez estoy pensando dentro de la caja, pero lo único que puedo pensar es: ¡ja, que pendejo!

Perdón, nunca he sido muy romántico.

rapaquiwi dijo...

no ubiqué qué era lo que ese cuate buscaba: ¿demostrarle a alguien que era diferente?, ¿atención?, no sé, en un relato tan corto me perdí.